Política

Cornejo: «Mendoza tiene todo para vivir como un país independiente»


El ex gobernador Alfredo Cornejo, actual diputado nacional de la UCR, acusó al gobierno nacional de perjudicar a la provincia cuyana al trabar la megaobra de Portezuelo del Viento

El diputado nacional de la UCR y ex gobernador de Mendoza Alfredo Cornejo afirmó que la provincia cuyana «tiene todo para vivir como un país independiente».

En declaraciones a una radio local, el presidente de la UCR acusó al Gobierno nacional de «perjudicar» a Mendoza al trabar la megaobra de Portezuelo del Viento.

«Enderezó a tres provincias para que votaran distinto a lo que habían votado antes», indicó, al hacer referencia a las provincias de Río Negro, Neuquén y Buenos Aires, que en los últimos meses cambiaron su postura y adhirieron al pedido de La Pampa de que se haga un estudio de impacto ambiental de la cuenca del Río Colorado por Portezuelo del Viento.

Disgustado, sugirió que Mendoza tiene condiciones para empezar a transitar un proceso de autonomía respecto del resto del país.

«La verdad que no me gusta separarnos de la Nación pero ellos están obligando a Mendoza a autoafirmarse en sus propios valores e identidades», advirtió, y agregó: «Mendoza tiene todo para vivir como un país independiente, pero no lo tiene hoy. Hoy necesita de la Argentina y la Argentina lo perjudica en la calificación de riesgo, en el acceso de crédito internacional, para traer inversiones, etc. Podría ser un país pero con un programa común de su elite política empresaria para desarrollar ese camino».

«Estamos lejos de tener autonomía con nuestra actual estructura productiva. Estamos lejos pero hay que empezar a pensarlo seriamente», añadió.

En este sentido, se mostró de acuerdo con la decisión del actual gobernador mendocino, Rodolfo Suárez, de seguir adelante con la licitación y adjudicación de obra.

«Mi opinión es que la van a seguir trabando. Y espero que no traben los pagos porque si eso pasa hay que ir a la Justicia a ejecutar cada una de las cuotas que nos deben», advirtió.

«El problema es político. El gobierno tiene el objetivo de perjudicar a Mendoza. No hay otra lectura que esa», concluyó.