El ministro de Seguridad habló sobre la relación de su cartera con la nueva gestión de Omar Perroti y fue certero: «A una semana de dejar mi cargo estoy bastante preocupado»

Maximiliano Pullaro convocó este lunes a una conferencia de prensa donde se mostró preocupado por la transición a una semana de dejar el cargo como ministro de Seguridad de Santa Fe. “Esperamos que se anuncie el gabinete, así podemos tener algunos días de trabajo coordinado y conjunto con quién será el nuevo ministro de Seguridad, porque hay muchos procesos que detuvimos a pedido del gobernador electo y que todavía no tienen resolución”, explicó.

A una semana de dejar mi cargo estoy bastante preocupado”, reconoció Pullaro en la rueda de prensa que se llevó a cabo en la sede de Gobernación y puntualizó: “Queremos saber cuál va a ser la mirada de quienes van a gestionar la provincia durante los próximos cuatro años”, explicó el funcionario provincial».

Además, añadió: “Nosotros queríamos saber hacia dónde iban a apuntar la gestión, para poder acompañarla. Nosotros queríamos trabajar en conjunto durante estos seis meses, pero no hubo ningún tipo de llamado”.

Pullaro señaló temas estructurales como la compra de móviles, uniformes, armamentos, chalecos antibalas, el sistema 911 son «definiciones» que restan y que le correspondería a la nueva gestión. «Nosotros pretendíamos trabajar espalda con espalda con la nueva gestión en función de sus nuevos lineamientos”, aseguró Pullaro.

“Se perdió mucho tiempo”, se quejó el titular de la cartera de Seguridad, y siguió: “La seguridad es un tema sumamente complejo y no es fácil sentarse de un día para el otro y que todo funcione de manera articulada. Nosotros estamos dejando una policía ordenada, que trabaja, pero para que funcione hay que meterle mucha gestión”.

Comentarios