Estudio de la NASA

Confirmado: nada mejor que un año en el espacio para rejuvenecer