Así lo informó el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos

Al menos 96 personas murieron como consecuencia de los intensos combates registrados en las últimas 48 horas en el noroeste de Siria, informó el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, que cuenta con una amplia red de informadores desplegados en territorio sirio.

Según esta organización, las fuerzas del régimen sirio, apoyadas por cazas rusos, se han enfrentado a fuerzas rebeldes en varios puntos en la zona rural del sureste de la convulsionada provincia de Idleb durante este fin de semana.

La ONG con sede en Londres, dijo que el balance de los combates supone la mayor pérdida de vidas desde el alto al fuego impulsado por Rusia y que entró en vigor a finales de agosto. Según activistas en Idleb, los combates y los intensos bombardeos por parte de las fuerzas gubernamentales sirias provocaron una nueva ola de desplazamientos en la zona rural del sureste de la región hacia la frontera entre Siria y Turquía, indicó la agencia de noticias DPA.

Los activistas aseguraron que las zonas han sufrido cientos de ataques aéreos desde el viernes. Idleb es una de las provincias con mayor presencia de fuerzas rebeldes cerca de la frontera con Siria.

El 30 de abril, el gobierno sirio, con el apoyo de la aviación rusa, comenzó una ofensiva militar contra los rebeldes en las provincias de Hama y de Idleb, provocando la huida de miles de personas a otras zonas. Desde entonces, las fuerzas del gobierno del presidente Bashar al Assad han recuperado el control de 66 zonas en la franja sur de Idled y en la zona rural del norte de Hama.

Comentarios