La inflación promedio del 2019 fue de 52%, pero los pañales superaron ampliamente ese número y su precio es alarmante

La inflación no cede en la Argentina y claramente representa un golpe durísimo al bolsillo de las familias. Cuando se empiezan a hacer cuentas, y los productos que mide el Indec, aparecen productos con números más que en rojo. Este es el caso de los pañales, que en los últimos 12 meses aumentaron casi 91%.

«Una de las cosas que más subieron en el último año son los pañales (90,51%), muy por encima del promedio (52%). El impacto de esta suba es muy regresivo, ya que afecta muchísimo más a los hogares de menores recursos (1,8% de sus gastos van allí), que a los de mayores (0,1%)», señaló el doctor en sociología Daniel Schteingart en su cuenta de Twitter.

Schteingart, consultado por el diario Perfil, amplió: «Es un bien de primera necesidad. Esto significa que su consumo, como el de los alimentos o los servicios públicos, es de los más básicos. Entonces, cuando un hogar aumenta su ingreso, no es que consume muchos más pañales o muchos más kilogramos de comida, sino que destina esos pesos extra a bienes no esenciales (auto propio, colegio privado, comer afuera, turismo)».

El especialista explicó la situación a partir de un ejemplo práctico: «Pensemos en un hogar pobre y pongamos que gasta $100 en total, de los cuales $50 son alimentos, $10 pañales y $40 el resto de cosas. Es decir, 50% en alimentos, 10% en pañales y 40% en el resto. Ahora imaginemos un hogar de clase media, que consume así: $100 en alimentos (comen más proteínas), $25 pañales (una marca más cara) y $375 en el resto de cosas (comer afuera, turismo, autos). En este hogar el gasto total es de $500, pero ahora los alimentos son el 20%, los pañales el 5% y el resto el 75%».

Asimismo, Schteingart señaló que hay una segunda cuestión vinculada a la cantidad de nacimientos: «Hay que sumar que en los hogares pobres la natalidad es más alta. Entonces, hay más niños que en los hogares clase media o clase alta«.

El costo de ser un bebé

Más allá de los datos arrojados por el Indec, la consultora Focus Market realiza también un relevamiento específico de lo que llaman «canasta bebé», que nuclea los productos que debe comprar un familia en la que hay un niño que acaba de nacer. Al respecto, Damián Di Pace, director de Focus Market, indico: «La categoría bebé, con todo lo que involucra, tuvo un incremento interanual promedio del 69%».

Según la medición de esta consultora, el gasto promedio en un bebé puede llegar a rondar los $8.390 al mes y un tercio de este valor se debe a los pañales. «Para una familia pobre es imposible cumplir con esta canasta y una familia de clase media, en muchos casos, tiene que precarizarla para lograr adquirir todos los productos que implican las necesidades diarias de aseo y alimentación de un bebé».

Aumento descomunal. Dentro del informe del Indec llamado Índice de Precios al Consumidor -que es el que arroja la inflación- aparece un cuadro en el que se relevan 59 productos de consumo masivo, entre los que hay artículos de limpieza, de higiene, alimentos y bebida. Entre ellos, los únicos que han tenido un incremento superior a los pañales, cuando se compara noviembre de 2019 versus noviembre de 2018 son las bananas (137%) y los tomates (104%).

Consultado sobre cuál es el motivo para que este producto haya aumentado tan por encima de la media, Di Pace, señaló: «Tienen un componente importado, pero, además, hay solo dos oferentes que se llevan el 97% del mercado».

Fuente: Diario Perfíl

Comentarios